btn-gacetillas

×

Error

Cannot retrive forecast data in module "mod_sp_weather".

Jueves, 11 Febrero 2016 18:01

Tras las aprobaciones exprés, el concejal Santacroce presentará ordenanza para frenar desarrollos y discutir Plan Estratégico



Pese a que reivindica su voto positivo en las tres ordenanzas que dieron luz verde en diciembre del año pasado a dos barrios privados y un Parque Industrial en la ciudad, el concejal del FpV adelantó que presentará en los próximos días un proyecto para discutir el crecimiento de los próximos 15 años de la ciudad

Tras su derrota en las elecciones de intendente en junio del año pasado, Rolvider Santacroce (FpV) sorprendió con el acercamiento al triunfador de aquellos comicios, Diego León Barreto (PRO). Tan grande fue ese acercamiento político que terminó votando a favor las ordenanzas de dos barrios privados y un Parque Industrial, impulsadas por el intendente, en una sesión en la que ni siquiera se leyó el articulado de los proyectos aprobados, dos de ellos ingresados ese mismo día al mediodía. Pese a las movilizaciones de vecinos y las críticas recibidas, Santacroce reivindicó las aprobaciones por "las cosas que se van a hacer en la ciudad" con el dinero que aportarían los desarrolladores privados en concepto de reserva fiscal, pero además adelantó que presentará en estos días un proyecto de ordenanza que frena todos los emprendimientos y abre la discusión de una nuevo Plan Regulador.
—¿Por qué votaste las ordenanzas del 22 de diciembre?
—Porque la ciudad necesitaba un envión económico como para comenzar a ser un lugar donde podamos vivir todos. Y cuando el intendente (Diego León) Barreto nos convocó al concejal (Juan) Miguez y a mí nos dio explicaciones con las que yo coincido. Dentro de un año, la gente se va a dar cuenta de las cosas que se van a hacer en la ciudad gracias a estos tres emprendimientos. Yo tengo el compromiso verbal del intendente de que nosotros vamos a darle cordón cuneta, pavimento e iluminación a las calles Independencia y Suipacha hasta llegar a barrio Alfonsín, y un playón deportivo para la zona cinco, además de dos hectáreas donde estos emprendedores van a dar todos los servicios para que podamos hacer lotes de 300 metros para la gente que hace más de 15 años que vive en Funes, para que los puedan pagar en 20 años de plazo.
—¿Qué monto creés que van a invertir los empresarios de estos tres emprendimientos en concepto de reserva fiscal?
—Van a invertir según la tasación que los concejales le demos.
—El gobierno salió a decir que van a ser 25 millones de pesos, sin que se haya reunido la Junta Evaluadora de Tierras.
—El gobierno puede decir un montón de cosas, pero la realidad es que pasará por el Concejo Deliberante, donde fijaremos el valor por metro cuadrado de terreno.
—¿Quiénes integran la Junta?
—El presidente del Concejo (Carlos Olmedo, del PRO) y yo. Pero se necesita firma conjunta. Si él firma y yo no, no hay acuerdo. Y vamos a discutir con el intendente dónde se van a hacer las obras. He visto publicaciones donde el gobierno dice que van a hacer una rotonda, calles, etc, pero todavía no hay nada plasmado. Eso está todo por definirse.
—La Junta Evaluadora tiene que hacer una tasación, que históricamente se hizo a valor campo, con el consecuente beneficio que eso tiene para los empresarios. ¿Esta vez se va a realizar a valor de mercado?
—Como corresponde. No hay doble juego. Acá las cosas se hacen bien. Va a ser a valor de mercado. Se convocará por escrito a diferentes inmobiliarias de la ciudad para que nos digan cuánto valen.
—Aunque vos no querés arriesgar cifras, el gobierno salió a hablar de 25 millones de pesos que se invertirían en una rotonda y 50 cuadras de pavimento. ¿Tanto sale una cuadra de pavimento?
—Si contratás a una empresa, te pueden querer cobrar 150 mil pesos, pero yo tengo una forma de costo mucho menor que se puede hacer a través del municipio. Esa es otra de las cosas que vamos a discutir. Vamos a ir a buscar precio y avivada no hay para nadie. Esto será de frente al pueblo y con la cara limpia.
—Lo que pasa es que venimos de una experiencia que no fue de frente al pueblo y con la cara limpia.
—Nosotros hacía mucho tiempo que estábamos tratando estos temas. Por eso ahora mismo yo presento el proyecto de la modernización de un Plan Regulador, donde se convoca a toda la sociedad, empresarios, ONG, profesionales de la ciudad, y se van a suspender todo tipo de emprendimientos abiertos y cerrados hasta que no se termine. Y también se va a convocar a todos los empresarios que quieran hacer inversiones en la ciudad de Funes porque nosotros necesitamos inversiones para hacer obras en la ciudad.
—Justamente, lo que discuten los vecinos no es la llegada de inversiones.
—¿Cuántos son los vecinos?
—No importa cuántos son.
—Perdoname, me expresé mal. Hay algunos que no son vecinos, y participan activamente de la política de nuestra ciudad.
—Este también es un tema político.
—Bueno, pero yo quiero que quede bien claro que yo no tengo nada contra nadie. La gente eligió. Hay algunos que quedaron afuera, como yo, y tenemos que interpretar que la ciudad está por sobre todas las cosas. Y ya habrá momento de hacer política nuevamente.
—Es verdad que la gente eligió. Pero también es cierto, y esto lo reconoció el intendente, que la metodología que ustedes aplicaron ese martes no fue la correcta.
—Fue la correcta. Y el intendente estaba al tanto de todo lo sucedido, porque en todo momento estuvieron su secretario de Gobierno, y su secretario de Coordinación.
—Sí, pero no tiene lógica que dos de los proyectos que se aprobaron esa noche hayan ingresado ese mismo día al mediodía. No hay tiempo de leerlos siquiera. Bajo todo punto de vista, por más promesas de obra que haya en el medio, es condenable.
—Yo estoy convencido que ese tipo de emprendimientos en la ciudad nos van a beneficiar mucho. Además, se salió a mentir diciendo que nosotros habíamos habilitado edificios, y no es verdad.
—Por una de las ordenanzas aprobadas, se va a construir planta baja y tres pisos en un área residencial. ¿Dónde estuvo el tiempo de debate de esa excepción?
—¿Sabés desde cuándo se hacen excepciones en Funes? Hace 20 años. Este es un complejo que a mi modo de ver es lo que se viene en la ciudad de Funes, porque es lo que viene en el mundo. Además, ellos vinieron con los compromisos de impacto ambiental y Medio Ambiente resueltos.
—Más irregular todavía. Porque estaban basados en un decreto de la intendenta Mónica Tomei en 2014, en el que invadió atribuciones del Concejo.
—Sí, y si ese grupo empresario le hace un juicio a la ciudad de Funes, el tataranieto nuestro lo iba a terminar pagando. Pero más allá de eso, para mí este emprendimiento es importante y lo volvería a votar.
—¿Vos no pensás que tendrían que haber abierto la discusión y haber tomado más tiempo para decidir cuestiones tan esenciales?
—Pero hace mucho tiempo que estaba eso. Hacía más de un año que estaba firmado el decreto de la intendenta. Por eso presento el proyecto de frenar todo hasta que no haya un plan estratégico. Primero y principal porque fue una promesa de campaña. Yo le di la posibilidad de la gobernabilidad al intendente. Él no tiene problemas financieros para todo este año.
—¿Por qué no tiene problemas financieros?
—Porque no los tiene. Porque esta es una ciudad rica.
—El intendente dice que son pocos los que pagan la tasa.
—Que se dedique a gestionar y dar servicios, y la gente va a pagar la tasa. Ahora si no hacés nada, es lógico que no paguen. Esa es la realidad, y lo que cree el común denominador de la gente.
—La gente vio que el FpV y el PRO hablaban de dos modelos diferentes de ciudad.
—Somos dos modelos diferentes.
—¿Y por qué terminaron votando juntos estos proyectos?
—Bueno, pero a los senadores y diputados nacionales del FPV también se los va a ver juntos con el presidente Macri.
—Pero tanto el FPV como el PRO habían prometido frenar las urbanizaciones hasta que se resuelva un Plan Estratégico.
—No había ninguna posibilidad porque en la ciudad se necesitan obras de infraestructura ya.
—Más allá del importe de la reserva fiscal, que empezará a discutirse ahora, ¿por qué en ninguno de los emprendimientos se pidió compensación económica e los desarrolladores por el cambio de uso de suelo, sabiendo que los propietarios de esas tierras multiplicaban varias veces su patrimonio?
—Se lo vamos a exigir con la reserva fiscal. Y el beneficio va a ser tan importante como si lo hubiésemos pedido. Y las obras van a ser como corresponden y en el momento que corresponden. No podemos retroceder en el tiempo.
—Si mañana entrara un proyecto de barrio privado nuevo. ¿El FPV no apoya?
—No acompaño yo ni Juan Miguez. Somos dos concejales pero una persona. Pensamos y actuamos de la misma forma. Y este proyecto de nuevo plan regulador va a salir aprobado desde el Concejo Deliberante. Además vamos a tener un proyecto de obra pública e hídrico, y hasta que todo eso no se haga no va a venir ningún tipo de emprendimiento. Sí se van a convocar a todos los empresarios que quieran hacer inversiones dentro de la ciudad para tenerlos en cuenta en el próximo Plan Regulador. Para que no salga solamente por mano de los concejales.
—¿No sería mejor que los empresarios se incorporen cuando el Plan esté finalizado? Porque si no puede pasar lo de siempre: que la ciudad gire en torno a los intereses de los empresarios, y se realicen los proyectos donde ellos tienen sus tierras.
—Puede ser que se haga en forma paralela, para que podamos saber cuáles son las inversiones que se quieren hacer en Funes. Sería importante que se llegue al final del camino con las dos alternativas.
—¿No sentís que muchos de los que te votaron pueden sentirse defraudados con las aprobaciones del 22 de diciembre?
—Si eso sucede, hay que darle tiempo al tiempo. Y se van a dar cuenta de sigo trabajando siempre de la misma forma.


Copyright 2013 La Verdad Funense  | Tel: 493-2595

JoomShaper